martes, 6 de marzo de 2012

No nos dejemos engañar, Cristo fue el primer masoquista, deseaba sufrir, la crucifixión. Seguro que se le puso dura en la cruz.

Sigo aquí, atada, esperándole. A veces me pregunto porque soy sumisa, que es lo que provoca esta pulsión, porque necesito tener un Amo para sentirme completa; no es solo un rol, hay algo más en mi interior, como una vocación que limita y concreta mi forma de sentir, de vivir. En una doble penetración, cuando te corres, ¿Qué polla te enamora?

Siento el calor de su semen en el cuello, collar de perlas, es así como lo llaman, reciclando su recuerdo, deslizándose por mis pechos. La sesión suele acaba así…

Pero empieza conmigo, postrada a sus pies, suplicando seguir siendo usada, humillada, azotada, anillada, amordazada…Me tumbo de espaldas a él, desnuda, acariciando el collar que llevo, símbolo de entrega y propiedad, mientras él elige con cuidado los juguetes perversos que va a usar conmigo.
Soy su puta, su cómplice, su Perra.

Cuerdas y caricias. Espero asustada, excitada, cediendo el control. La fusta hace su trabajo. Fuerte. Hilillos de saliva resbalan por mi mordaza, esta bola roja que abrazan mis labios. Otro latigazo, el ciclo sigue. Hace un cruzado con las cuerdas sobre mis pechos, ajustando los nudos, tensando, aprisionando los pezones, la carne entre mis piernas. Inmovilizada. Ciega. Indefensa.
La fusta provoca crepúsculos sobre mi piel. Algo helado recorre lentamente mi clítoris. Mi cuerpo se tensa. Espinas de Sumisa, laureles de Amo.

Me quita la mordaza. Recoge con su polla toda la saliva que boqueo y me la introduce en la boca. Me folla la boca. Asfixia erótica. No hay palabra de seguridad, no hay límite para mi entrega. Me retuerce los pezones, me la saca y me besa brutalmente. Me quita la venda. Me siento bella, viciosa, la hermosura gotea entre mis piernas.
Un pequeño bofetón. Sonrío. Otro. Estamos progresando. Soy suya. Sometida, esclava, disfrutando con ello.
Le noto dentro de mí, no puedo hablar ni quejarme, son las reglas de la sesión.
Me folla como una máquina, rápido, duro, su polla entra y sale con violencia, me pellizca el clítoris. Dolor. Placer. Ahogo mis gemidos, me muerdo los labios hasta que siento la sangre. Me corro.

La saca y me la mete por el culo. No puedo evitarlo y pego un chillido. Mi Amo se enfada. Me da un par de azotes con la mano abierta. Lagrimas saladas pero dulces recorren mi rostro. Me sigue sodomizando sin apenas preparación. Dolor, y sin embargo un indefinible Placer. Coge un dildo y me ordena que lo chupe. Luego me lo introduce en la vagina. Me hace llegar al límite, noto la fina y delgada capa de piel y carne que separa los dos orificios a punto de romperse. No puedo contenerme y grito cuando me vuelvo a correr. Mi Amo me sigue usando y después de un par de embestidas noto como se corre dentro de mí.

Soy feliz si mi Amo está satisfecho. Pero hay una sombra en su mirada. Me quita las cuerdas y me advierte que esto no ha terminado. Pone la cadena a mi collar y me lleva, arrastrándome detrás de él, hacía el salón. Me dice que me he portado mal, que tiene demasiada paciencia conmigo, que va a exhibirme a otros Amos. Pone la webcam. Delante hay un hombre, no me inspira nada. Mi Amo delega. El Otro me obliga a abrirme ante él. Estoy irritada pero obedezco. Me meto el puño como me pide, le enseño los hematomas de mis pechos, todo cosas vulgares y aburridas, hay demasiada frialdad. Miro a mi Amo suplicante hasta que él, por fin, decide que es suficiente y corta la transmisión.

Sigue con la sesión, me ata a la cama, abriéndome las piernas al límite. Coge la fusta y golpea mi sexo, la esclavitud del escozor, la humillación de esta perra que no es capaz de controlar su deseo. Solo Él, mi Dueño, es capaz de llevarme a este estado, se acuclilla entre mis piernas y lame mi clítoris a la vez que lo pincha con una tira de chinchetas, las sensaciones contradictorias de aspereza, dolor y placer me mojan como una perra en celo y me corro otra vez gritando su nombre.

Me abandona y sale de casa. No sé cuándo volverá. Me siento dolorida, agarrotada en esta piel quemada, dilatada hasta la extenuación. Pero sé que es por mí bien, me está adiestrando, domando mi mente, ahondando en la satisfacción que siento al complacerlo, al convertirme en una mejor esclava. Consiguiendo que el placer que los dos sentimos en mi sufrimiento, con mi humillación, sea cada vez mejor. Le debo tanto…

Escucho sus pasos en la entrada. Ha vuelto. Mi Dueño. Mi Dios.

Too Drunk to Fuck by Nouvelle Vague on Grooveshark

38 comentarios:

  1. Este texto es demasiado para los anónimos, ellos no están a la altura. Pero te van a llover los tíos: has escrito un texto para hombres...Y fíjate que no me creo para nada que ni siquiera para un rol de juegos sexuales se puedan encontrar mujeres así. No te lo creas, ni tíos que se comporten así ni con una perra... Estos relatos seguro que han sido escritos, en principio, por hombres impotentes.

    Un beso, Rorschach, te lo doy por lo bien que escribes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, los anónimos siempre tienen algunas palabras amables en todos los post, no es nada que vaya a sorprenderte.
      En cuanto al texto, falta la aprobación de mi querida Sumisa, pero no he exagerado un ápice las cosas que he contado. Quizás es una sesión demasiado cruda y junta varias cosas, pero no por ello deja de ser real. El BDSM es un mundo interesante, hay foros donde puedes encontrar testimonios parecidos a estos. Tanto de Amos, como de Sumisas.
      Este tipo de relación tiene tintes de fantasía machista, pero cuenta con la aprobación de ambas partes.
      Un beso también para ti.

      Eliminar
  2. Hoy te pasaste, hoy no conecto. Pero magistralmente contado, como siempre.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, no sé puede acertar siempre con los temas, gracias de todas formas por leerme y comentar.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Bueno, simplemente es una ventana más del sexo, si quieres miras. Si no ya sabes.

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí desde luego me gusta mucho mirar...xD
      Un beso!

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Maldita sea, ¿y la poesía en el mete-saca? xD
      Un abrazo guapa...

      Eliminar
  5. Vaya sorpresa…

    Tú lo que necesitas es una sumi, también puede que seas una excepción :P en serio, me ha encantado como lo has descrito, puntualizando lo sustancial. Menos mal que no te quedas en la superficie. Aynss las chinchetas, esos diminutos aguijones, qué cosas.

    Un beso querido A.

    //Amo Busca sumisa_ a ver si hay suerte :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te ha encantado es que el texto tiene alma, quizá no me he excedido tanto.
      ¿Amo busca Sumisa? Bueno, eso depende, desgraciadamente no conozco muchas sumisas disponibles con mi número de teléfono que quieran llamarme de madrugada para comentar perversidades sexuales. Ya sabes, la timidez, los amores pretéritos, y esas cosas. Todo es tan complicado…xDD
      Aunque ya sabes, yo busco a Irene, aunque no descarto un punto Sumi, es algo nuevo para mí ;)

      Un beso querida S.

      Eliminar
  6. Ya sabes, en la variedad está el gusto, y a mí si me gusta es, porque precisamente, está escrito con alma, que yo lo sé ;-)
    ¿No serás demasiado exigente? de madrugada, esas horas tan indecorosas, susurrando, luego esa asfixia, debajo de las sábanas jajajaja
    Más deleitoso sería el atardecer, frente al mar, sobre la arena y el ruido del rompeolas al fondo. No hay espacio único, escenario fijo, para la perversión. Además, el voyeurismo sería otro incentivo.
    Ya sabes, a veces las cosas son más simples de lo que parecen.

    Claro, Irene, también una sumisa llamada Irene.

    Un beso querido A.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya, tienes razón, está claro que aún tengo mucho que aprender en cuanto a perversiones y escenarios.
      ¿Las cosas son simples? Interesante. ¿Puedes demostrarlo con un ejemplo práctico? xD

      Pues sería una hermosa casualidad encontrar a una Irene que fuera sumisa, ¿no crees?
      Un beso donde usted quiera, querida S.

      Eliminar
  7. Pues yo sí q creo q hay mujeres q disfruten con este tipo de juegos sexuales ,y no encuentro el texto irreal ,mas bien todo lo contrario , ya sabes .., la realidad siempre siempre supera la ficcion.

    saludos rorschard.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo conozco personalmente a alguna, y sí, la ficción a veces es vivir dos veces...xD
      Un beso señorita Mara.

      Eliminar
  8. Me ha recordado vagamente a un libro que leí recientemente, creo que se llama "Tarántula", pero solo vagamente, eh? ;)
    Me ha gustado mucho, lástima que a mi estas lindezas como que ni fú ni fá! ;)

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya libros que le gustan a usted, ¿eso es lo que lee cuando tiene guardia en las unidad de enfermos? xD
      ¿No le gustan esas prácticas? Bueno, juega con ventaja, usted con su traje de enfermera representa la mitad de los fetichismos de este lado del planeta ;)
      Besos.

      Eliminar
  9. Te ha faltado la momificación ¿Será porque es el premio o porque no tiene el rollito molón del bondage? Me da que está usted falto, igual debería convertirse en Madame de alguna casa de vicio y perversión, piensa que puede abrir la puerta a golpe de látigo justiciero, eso siempre le da a uno un aire muy cool. Verdad verdadera ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Practicaré en nuestra sacrosanta empresa, que para el caso también es una casa de putas, y el próximo día iré vestido de Indiana Jones...xD
      Un saludo, señorita entrañas.

      Eliminar
  10. Asumo que voy a ser la imbécil del grupo, no importa.

    Está tan bien descrito que he sentido verdadera lástima por esa mujer. Cuando a alguien se la degrada a ese extremo y disfruta con ello, lo siento, algo anda mal por dentro. Yo hubiera sufrido como Cristo en la cruz, si tengo que presenciar algo así... al nivel de si veo a Jack el destripador, despedazar un cadáver, igual.

    Lo siento M, si quieres no subas esto, lo comprendo.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  11. ¿Dónde están los límites?, donde cada uno los coloca. Por supuesto existen mujeres y hombres así, por supuesto existen hombres y mujeres asá. Me ha costado mucho tiempo entenderlo, aunque sigo sin compartirlo.
    Sexualmente se puede jugar hasta el infinito, pero cuando una relación de este tipo traspasa lo puramente sexual para pasar a ser un modo de vida, ahí ya me revuelvo del todo.

    De todos modos, la Adler te iba a arrear unos cuantos azotes, eso ya lo sabes......me encantaría verlo.

    Kissesssss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La versión de Irene Adler de la serie Sherlock es una dominatrix, está claro que sumisa e Irene no pueden venir de la mano, cuesta elegir de todas formas, ya sabes, hay ciertas fantasías masculinas que son difíciles de erradicar…xD
      Un beso.

      Eliminar
  12. Tiene su punto.
    Nunca descarto nada.

    Beso

    ResponderEliminar
  13. María, sabes que te aprecio un montón y que no quiero polemizar, pero pienso que no deberías asumir lo que sabes perfectamente no eres, no eres imbécil ni única en tu pensamiento, seguro que hay más gente que piensa como tú en este y otros grupos.

    Pienso que toda opción sexual, siempre que sea consensuada por ambas partes es respetable y válida y que desde luego no es patrimonio de gente con la cabeza mal amueblada, ni de impotentes, ni enfermos; los habrá, seguro, pero como en todos los ámbitos de la sociedad, tal vez sea peor las pajas mentales que nos hacemos con el amor, que nos dañan y nos llevan a sufrir de forma brutal y no es nada físico, pero cómo taladra, cómo destruye. Hay verdaderos artificier@s emocionales.

    Aberrante, denigrante y muchos calificativos más es dejar que la gente se muera de hambre, que no tenga un trabajo digno, ni un lugar donde vivir, eso es lo que me parece terrible, eso me produce lástima y terror, por eso intento en la medida que me es posible ser solidaria. Todo lo demás siempre es susceptible de ser relativo, la vida me ha enseñado a no decir nunca, NO rotundo a nada, antes de conocer y saber.

    Por cierto... muy buena elección musical y visual, antes vine sin tiempo y no pude completar, y espero no molestar con mi comentario a nadie.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Su frase de “no decir NO a nada”, ¿es una forma de darme confianza para que la proponga unas intensas vacaciones en Madrid en mi lustrosa compañía? xD
      Gracias por lo de la música, la de Van Halen llena de energía.
      ¿Molestar con los comentarios? Estáis obsesionados con eso…xD
      Un beso, espero que todo esté yendo bien :)

      Eliminar
  14. Por supuesto que existen mujeres que les va éste rollo, haberlas haylas.....
    Escribes bien...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy seguro que detrás de esos puntos suspensivos hay una historia en primera persona con fustas y cera derramándose sobre sus pechos...xD
      Beso!

      Eliminar
  15. Respuestas
    1. Veo que mi público por mayoría apoya el BDSM, Bien, cuando salgáis por la puerta id dejando vuestros datos, medidas y teléfonos de contacto ;)
      Gracias por pasar por aquí.

      Eliminar
  16. Jijijijejeje (Algo así ha sido mi risilla mientras degustaba tu texto en clase de economía)
    Un texto interesante, y escrito genial- tú escribes genial- pero sinceramente, me ha parecido bastante bastante tópico y algo vulgar. Hay demasiados blogs en los que sumisas repiten cosas aprendidas de memoria (AmoAmo,cuerdasyfusta,eresmiDueñoymiSeñor,cera,meheportadomaledúcamesolotusabesloqueesbuenoparamiporqueeresmiAmoAmocuerdasyfusta...), y tu has hecho lo mismo, quizá por despersonalizar tanto a los protagonistas.

    En cambio, la etiqueta "Amo busca Sumisa" me han hecho sonreír de forma mucho más perversa. Me alegra que la idea vaya afianzándose en tu cabeza. Estoy deseando que el Amo encuentre una sumisa, seguro que cuando lo haga será capaz de darnos algo mejor que el doctrinal "AmoAmocuerdasyfustahesidounaperramala".
    Besos cachorro :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, claro, tienes razón, pero creo que eso también te sucede porque estás demasiado acostumbrada a esas lecturas, eres una nínfula peligrosa, observa como otras mujeres que te doblan en edad se santiguan con mis textos…xD
      Lo de “Amo busca Sumisa” es una bromita, ya deberías de conocerme, no sirvo como Amo, no me veo realmente con una fusta, quizá algo de sordidez en la cama, pero poco más. Rollo Amélie y eso. Aunque nunca se sabe con la persona adecuada.
      Un beso :)

      Eliminar
  17. Andaaaa CALMA ¡¡tú por aquí, vaya sorpresa!! un beso cielo, al menos a mi no me has molestado en absoluto, al contrario:))

    Verás, yo suelo funcionar de la siguiente manera, cuando sé positivamente que lo que voy a decir en determinados ambientes va contra corriente, me doy yo, antes de que me den ¿compendes? pero... gracias:-)

    Te aseguro que yo respeto cualquier opción en el terreno que sea, religiosa, sexual, lo que sea...no encontrarás a nadie más respetosa que yo... y en ningún momento he hablado de gente enferma, no al menos en sentido estricto CALMA.

    Hablaba de que me resulta muy difícil de entender por muy consensuada que sea la cosa, que a nadie, fíjate bien, a nadie que tenga un poco de autoestima y se quiera un poquito, el que la humillen, la maltraten físicamente y la degraden al nivel de la basura le produzca placer... entiéndeme, sé que es así... pero es que resulta que hay mil disfunciones psíquicas que no asumimos y explican esa necesidad y sin ser una experta en absoluto, te aseguro que si mucha gente que llega a ciertos límites -puntualizo que hay niveles y yo hablo aquí de los extremos- profundizara... seguro que hay algo que explica esta necesidad...te digo más, he visto niñas y niños que han sufrido abusos en la infancia que únicamente disfrutan así... gente con mucho estrés en su vida normal, que, lo mismo...repito Calma cielo, hablo de niveles bestiales como el que describe M aquí... que te den un cachete ¡¡vale!! :-)
    Que te destrocen viva literalmente y te lo pases bomba ¿...?

    Pero tienes razón... ¡¡naturalmente que hay cosa peores!! simplemente yo no tolero el sufrimiento de ninguna manera, ni físico, ni emocional en cualquiera de sus formas... obviamente, si no consientes en ello ¡¡muchísimo menos!! claro... podemos estar hablando ya, incluso de delito. Recuerda que hay muchos tipos de cuelgues y muchos colgaos:))

    Y yo CALMA, al contrario que tú, si que hay cosas a las que de mano digo NO, si el precio que voy a pagar por experimentar, es altísimo... sé que en estos terrenos lo sería, al menos para mi. Aquí sólo hablo de mi opinión, nada más por supuesto.

    Porque... obviamente, cada uno es cada uno, naturalmente que sí. Yo, no lo entiendo, pero me gusta saber de todo lo que pueda en la vida, sólo que con límites jajaja ya ves... estoy aquí, como tú:))

    Otro beso bonita y gracias.

    Perdón M y por cierto, gracias por decir hola... aaah! es verdad en música un 10:))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahí, ahí explayándote. Así me gusta.
      No soy un experto en el tema, solo sé que lo expuesto es una realidad, al igual que lo pueda ser la coprofagia, la lluvia dorada, y cualquier fetichismo o filia sexual en general. Y sí, hay una correspondencia bestial entre el placer y el dolor y la sumisión. Y no son pocos, hay grandes asociaciones, clubs, foros y demás. Hace unas décadas la homosexualidad se veía como un delito, una enfermedad. Quién sabe si de aquí a unos años, con un progreso de las libertades individuales, el BDSM es algo aceptado y que no provoca ningún escándalo.
      También me gustaría hacer reflexionar sobre el hecho de las relaciones normales. Joder, todos conocemos o hemos padecido relaciones tóxicas, degradantes, dependientes, sádicas hasta el extremo. ¿Y nos echamos las manos a la cabeza con algo que está consensuado y que concretamente a la mujer del relato –hay sumisos y Amas-, le provoca varios orgasmos? Curioso.

      Hola! :)
      Me alegro que te gustase la música.

      Eliminar
  18. Bravo!!!
    Un relato sublime.
    No entrare en el debate... ya que solo es eso... un relato.

    ResponderEliminar
  19. María... hace tiempo que estoy por aquí, si tiras para atrás lo verás, lo que pasa es que hice un parón, por motivos personales, dejé de escribir y por eso no me habías visto desde que comentas o visitas este blog. Lo digo por esa tremenda sorpresa que te has llevado al verme, ya sé que no me prodigo mucho, más bien nada, pero bueno... en algún sitio recalo de vez en cuando.

    Sí a todo lo que dices, sabes cuánto te aprecio María.

    Al dueño del blog:

    Sí, todo esta yendo más que bien, una recuperación increíble, gracias.
    En cuanto a tu invitación... madre mía... qué tentazione...jajaja. Ya sabes... nunca digas, nunca jamás. Van Hallen muy grande, sí.
    Beso

    ResponderEliminar
  20. En primera persona no, pero si conozco historias de primera mano(aunque esto ahoa suene dudoso).
    E insisto, a mi no solo no me gusta el BDSM, sino que incluso me asusta.
    Yo el "wild side" lo trabajo poco pero sé dónde está.(el de los demás me refiero).

    ResponderEliminar