jueves, 7 de noviembre de 2019

Pronóstico Elecciones Generales 10 de Noviembre.

Siempre me equivoco en mis pronósticos, lo cual es una buena razón para seguir haciéndolo, hasta un reloj parado da la hora exacta dos veces al día. Además, me apetece caer en la gracieta de dar a cada bloque 155 escaños. Justifico mi pronóstico en una movilización del voto a VOX y la derecha, sobre todo si se repiten los disturbios en Cataluña el día 9 de noviembre; parece que el Tsunami Democràtic ha cambiado de idea con respecto a los bloqueos de los colegios electorales el 10, pero quizás haya incidencias y boicots en algunos pueblos con poca presencia policial.

            Lo que parece claro es que Ciudadanos va a caer muchísimo, más si cabe por el pésimo debate de Albert Rivera el lunes 4. Y VOX, gracias a la ley electoral, saldrá beneficiado y sus escaños costarán menos votos que en las elecciones pasadas. Abascal ha tenido dos apariciones públicas (primero en el Hormiguero, luego en el debate donde salió claramente vencedor) que han ayudado a blanquear y visibilizar su discurso. Rocío Monasterio estuvo algo deslucida en el debate de mujeres de este jueves, pero teniendo en cuenta lo farragoso del formato, bronco y aburrido en su mayor parte, tampoco ha perdido demasiado. A la única cuestión casi capital que se preguntó en primer lugar -acuerdos a partir del 11N-, María Jesús Montero (PSOE) respondió: “un gobierno fuerte en solitario”. E Irene Montero confirmó que Pablo Iglesias volvía a ser pieza indiscutible para su deseada coalición. Déjà vu impenitente.



Bloque Derecha 155 Escaños, entre paréntesis el resultado de la Elecciones Generales de abril:
PP (66) 90 escaños
VOX (24) 50 escaños
Ciudadanos (57) 15 escaños

            En cuanto al bloque de la izquierda a priori parece también sencillo: a pesar de lo que afirma el denostado Tezanos en el CIS, el PSOE va a bajar en escaños, no mucho, pero al menos siete. Más País, del ínclito Errejón, no lograría grupo propio, se quedaría en tres inútiles escaños, y UP también bajaría, primero por la desmovilización de la izquierda, la decepción por la falta de acuerdo, y porque la ley electoral le afectaría más que a los demás, pero tampoco creo que sea un descenso excesivo, solo seis escaños, un ligero tirón de orejas.

Bloque Izquierda 155 Escaños, entre paréntesis el resultado de la Elecciones Generales de abril:
Más País (0) 3 escaños
PSOE (123) 116 escaños
Unidas Podemos (42) 36 escaños

En cuanto a los demás partidos, lo más destacable quizás es el trasvase de votos a la CUP que tampoco daría para bloque propio:
PNV (6) 6
JxCAT (7) 6
CUP (0) 3
ERC (15) 14
EH Bildu (4) 4
Pacma (0) 0

            Si estos son los resultados todo parece mucho más complicado que antes. El PP no se va a abstener, VOX es peligroso, al igual que antes lo era Ciudadanos, y no cederá votos ante su competidor ideológico. Lo que nos deja el conglomerado de siglas: PSOE + UP + Bildu + ERC + PNV, o la abstención de Ciudadanos, ERC y PNV en la segunda votación de la investidura de Sánchez. Sea como sea primero tendrían que llegar a un acuerdo Sánchez e Iglesias (Coalición, vicepresidencia, etcétera) y, aunque lo consiguieran, lo que tienen por delante es una legislatura prácticamente imposible de terminar, ¿cómo convencer a la vez a nacionalistas y Ciudadanos para votar unos nuevos Presupuestos Generales del Estado? En estas circunstancias parece incluso probable que vayamos a unas terceras elecciones, esta vez no solo por el tacticismo de Sánchez, sino también por una incapacidad real de llegar a acuerdos.

            De todas formas solo quedan dos días, esperemos un poco antes de empezar a despotricar; quizás -ojalá- esté equivocado y la situación sea mucho más sencilla de resolver.

3 comentarios:

  1. A ver qué pasa, esta noche quizás salgamos de dudas.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Pues estaba usted en lo cierto. El dardo ha quedado rozando el "bullseye". Por desgracia, para mi parecer.

    ResponderEliminar
  3. Pues esta vez y muy a tu pesar, seguramente, has dado en el clavo.
    Creo que como politólogo tienes un futuro. Enhorabuena..

    Besos, amigo blogger.

    ResponderEliminar